5 razones por las que debes dejar de ser tu peor enemiga

principal enemiga

El año se acaba y es un buen momento para plantearte nuevas metas, seguir luchando con más fuerza que nunca por tus sueños y, por qué no decirlo, dejar de ser tu peor enemiga. Sí, querida. Recapitula. Muchas veces no eres consciente de ello, pero, en más ocasiones de las que deberías actúas como esa persona tóxica que te frena y te hace sacar tus peores pensamientos y emociones. Me refiero a aquellas situaciones en las que una voz interna te susurra que no lo intentes, que no vales para ello, o que algo está fuera de tu alcance. Mmmm… ¿en serio? ¿De verdad me lo estás contando? Piensa una única cosa: los demás, hagas lo que hagas, siempre te van a poner límites. Entonces, ¿por qué te los pones tú misma de primeras?

body positive

Sabemos que no tienes que esperar a que termine el año para realmente dar un vuelco a tu vida. Pero es cierto que este es el mejor momento en el que, psicológicamente, las personas se encuentran más preparadas para dejar atrás lo malo y asumir nuevos desafíos. Que el “¡vaya mierda de año! Ojalá el que viene sea mucho mejor” se transforme en un “el 2016 ha tenido cosas buenas, pero voy a luchar para que el 2017 sea lo más de lo más”. Y chitón. No se hable más. Soy tu Hada Madrina, pero no esa que te regala vestidos pomposos para conquistar a un príncipe, sino aquella que te da fuerzas para ser libre y convertirte en la mujer que realmente quieres y te mereces ser.

hada madrina feminista

POR QUÉ DEBES DEJAR DE SER TU PEOR ENEMIGA

Razón 1: porque todas somos perfectamente imperfectas

Deja de humillarte y burlarte de ti misma. El bullying es una cosa muy seria, ya no te digo el auto bullying. Cuando hables de ti, hazlo de una forma amable, riéndote de ti misma, amándote y aceptándote tal y como eres. Todas somos perfectamente imperfectas. Y ese es nuestro principal encanto, baby.

feminismo

Razón 2: porque para que los demás te amen, primero te tienes que amar a ti misma

Suena a tópico, pero es una verdad como un templo. Y el día que comprendí esta premisa, la vida comenzó a irme mucho mejor. Conviértete en tu follower number one y sonríe. Verás que divertido es ir por ahí desentonando con todo el mundo.

felicidad

Razón 3: porque eres demasiado genial

¿Necesitas que te lo diga? Inteligente, fuerte, adorable, trabajadora, luchadora… ¡porque eres una súper mujer! Y no te olvides nunca de regalarte tiempo a ti misma. Molas mazo y sanseacabó.

curvy

Razón 4: porque el cosmos sólo opera en positivo

Otra gran verdad. Si te pasas el día quejándote y compadeciéndote, el universo creerá que es eso lo que necesitas y… ¡oye! Es tan complaciente que te lo concederá. ¿Por qué no cambias el chip? Te sorprenderá observar la cantidad de cosas buenas que van a comenzar a pasarte.

power girl

Razón 5: porque no necesitas razones para ser feliz

¿A qué, si no es a eso, venimos a este mundo? Hakuna Matata. O sea, no te angusties.

hakuna matata

Imágenes vía

En femenino, We Lover Size, Pinterest, NegroWhite

1 Comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *